WINTER SALES

El catálogo hasta -40% de descuento

Diversidad genómica para mejorar las predicciones de riesgo para las enfermedades cardiovasculares

Amparo Tolosa, Genotipia

 

Analizar muchos genomas e incluir poblaciones de origen genético diferente son las claves para mejorar la capacidad para predecir, a partir de la información genética de una persona, su riesgo genético a tener una enfermedad cardiovascular. Así lo indica un estudio genómico publicado recientemente en la revista Nature en el que se ha analizado más de un millón y medio de genomas humanos, 350 000 de ellos de personas con ancestros de origen latino, africano o asiático.

El Consorcio de Genética de los Lípidos (GLGC, en sus siglas en inglés), creado hace 15 años, busca descubrir los factores genéticos que intervienen en características cuantificables de los lípidos. En su último trabajo, los más de 700 investigadores que integra el consorcio han reunido la información genómica obtenida a lo largo de los años en más de 200 estudios (recogida en 300 terabytes) para obtener la imagen más precisa posible de la variación genética que influye en los niveles de lípidos en sangre.

Tras analizar la información disponible de aproximadamente 1.65 millones de personas, 350 000 de ellas de origen no europeo, los investigadores del Consorcio han encontrado que la mayor parte de la variación genética que influye en los niveles de lípidos en sangre está presente en todas las poblaciones.

Los resultados del análisis ofrecen un mapa de variantes genéticas implicadas en una característica biológica fuertemente relacionada con el riesgo a desarrollar una enfermedad cardiovascular (los niveles elevados de colesterol y otros lípidos en sangre representan uno de los principales factores de riesgo). Esta información, por sí misma es importante para descubrir genes relevantes en la regulación de los niveles de lípidos en sangre y potenciales dianas de tratamientos, así como para obtener valores de riesgo poligénico que permitan identificar a aquellas personas con mayor riesgo genético a tener estas enfermedades (que podrían beneficiarse de otras estrategias de prevención).

diversidad genómica
La inclusión de grupos diversos de personas mejora las predicciones genéticas sobre los niveles de lípidos en sangre, una característica fuertemente relacionada con el riesgo a desarrollar enfermedades cardiovasculares. Imagen: Cortesía del National Human Genome Research Institute (http://www.genome.gov).

 

Además, los investigadores destacan que la inclusión de mayor diversidad genómica en los estudios mejora las predicciones de los valores de riesgo genético. El equipo ha encontrado que aumentar la diversidad proporciona una mejora sustancial a la hora de localizar de forma precisa variantes y genes que controlan los niveles de colesterol y deriva en mejores predicciones genéticas sobre estos niveles para una persona de cualquier origen poblacional.  Al utilizar los valores de riesgo poligénico en diferentes grupos poblacionales, observaron que aquellos que se habían elaborado a partir de poblaciones diversas eran más predictivos que aquellos que incluían únicamente la información de datos genómicos europeos.

“El mensaje no podía ser más claro. Para tener una comprensión completa de los efectos de la variación genómica sobre la enfermedad debemos incluir tantos grupos diversos de personas como sea posible”, ha señalado Charles Rotimi, director científico del Programa de Investigación Intramural del Instituto Nacional de Investigación del Genoma Humano y director del estudio. El investigador señala que mejorar la diversidad es la mayor forma por la que se pueden asegurar que los beneficios de la medicina genómica y las tecnologías son utilizados de forma equitativa para servir a las necesidades de salud de todas las poblaciones humanas.

Los investigadores destacan que conforme progresen los estudios de asociación del genoma completo, desde la identificación de genes y proceso biológicos hacia la medicina preventiva y de precisión, será necesario aumentar la diversidad de los participantes para proporcionar mejores valores de riesgo poligénico para la práctica clínica. De esta manera, los valores de riesgo poligénico podrán ser utilizados de forma equitativa para todas las personas y no únicamente para un grupo poblacional.

El siguiente paso del Consorcio será utilizar los recursos bioinformáticos y genómicos disponibles para analizar en la posible función biológica y relevancia clínica de las regiones genómicas identificadas en el estudio. “Estos esfuerzos podrían identificar nuevos usos para terapias ya existentes o revelar dianas para nuevos tratamientos”, señalan Cristen J Willer, de la Universidad de Michigan y Themistocles L Assimes, investigador de la Universidad de Stanford, ambos supervisores del trabajo, en un comentario publicado de forma paralela en Nature. “También planeamos continuar evaluando los beneficios de los linajes diversos en estudios genéticos de otros rasgos y enfermedades”.

Referencia:

Graham, S.E., Clarke, S.L., Wu, KH.H. et al. The power of genetic diversity in genome-wide association studies of lipids. Nature (2021). https://doi.org/10.1038/s41586-021-04064-3

Major cholesterol study reveals benefits of examining diverse populations. https://doi.org/10.1038/d41586-021-02998-2

Fuente: Diverse genome sequences provide a powerful tool for studying risk of heart disease. https://www.genome.gov/news/news-release/Diverse-Genome-Sequences-Provide-a-Powerful-Tool-for-Studying-Risk-of-Heart-Disease

 

Si te ha gustado esta noticia y quieres aprender más sobre Genética en Medicina, te interesan nuestros cursos y formación universitaria, así como nuestro canal audiovisual, Genotipia TV.

🧬 SEMANA DEL ARN | 75% DTO en todos nuestros cursos
Ver cursos
close-image