Genes compartidos entre los trastornos del espectro autista y el trastorno por déficit de atención e hiperactividad

DNA, ADN, fondo

Amparo Tolosa, Genotipia

 

déficit de atención
Personas con trastorno del espectro autista y aquellas que presentan trastorno por déficit de atención e hiperactividad muestran una carga similar de variantes genéticas que dan lugar a proteínas que no se sintetizan de forma completa y adecuada. Imagen: Genotipia – Rosario García.

El análisis de los genes de más de 13 000 niños ha revelado que niños con trastorno del espectro autista y trastorno por déficit de atención e hiperactividad comparten algunos factores de riesgo genético.

Los trastornos del espectro autista (TEA) y el trastorno por déficit de atención e hiperactividad (TDAH) presentan algunos síntomas en común, e incluso pueden presentarse de forma simultánea en una misma persona. Por esta razón, se ha planteado si comparten algunos de los procesos biológicos subyacentes a ambos.

Al igual que los TEA, el TDAH tiene un componente hereditario y los primeros estudios realizados en gemelos plantean la existencia de relaciones genéticas entre ambos trastornos. Sin embargo, dado que suelen diagnosticarse mediante la realización de pruebas que no requieren análisis de sangre, hasta el momento ha sido difícil plantear el análisis de grandes cohortes de pacientes, especialmente en TDAH, que permitan evaluar los factores genéticos implicados, o su conexión con los que intervienen en los TEA.

Para resolver esta situación, los investigadores recurrieron muestras de sangre seca obtenidas y archivadas tras el nacimiento. El equipo identificó pacientes con TEA o TDAH en el Registro Danes de Investigaciones Psiquiátricas y extrajo ADN de las muestras de sangre archivadas entre 1981 y 2005 que se correspondían con personas diagnosticadas con diversas condiciones psiquiátricas.

Los investigadores analizaron el exoma o parte codificante del genoma de 8 000 niños con TEA, TDAH o ambos y lo comparó con el de 5 000 controles, que no habían sido diagnosticados con ningún trastorno neuropsiquiátrico o del neurodesarrollo.

Para el análisis el equipo se enfocó en aquellas variantes genéticas que inducían la síntesis de proteínas truncadas. Estudios previos habían encontrado que, cuando se comparan con la población general, los pacientes con TEA presentan un exceso de este tipo de variantes puntuales que ocasionan proteínas truncadas.

En el estudio, los investigadores han encontrado que aquellas personas con TEA y aquellas que presentan ADHD muestran una carga similar de variantes genéticas que dan lugar a proteínas que no se sintetizan de forma completa y adecuada. Estos resultados confirman las conexiones establecidas en los primeros estudios genéticos y apuntan a mecanismos biológicos concretos compartidos entre ambos trastornos.

Por ejemplo, el equipo ha encontrado que las variantes genéticas que dan lugar a una versión truncada de la proteína MAP1AP, una proteína relacionada con los microtúbulos, responsables de la estructura interna de las células, son las variantes de este tipo más frecuentes en las personas con TEA o TDAH.

Los resultados del trabajo demuestran que es posible obtener ADN de muestras archivadas con calidad suficiente para llevar a cabo investigaciones genómicas y amplían el conocimiento sobre las bases genéticas compartidas de dos condiciones, el TDAH y el TEA.

“Esta es la primera vez que el genoma es mapeado de forma tan exhaustiva en TDAH y TEA, y el descubrimiento de que los niños con TDAH tienen la misma cantidad de mutaciones génicas deletéreas en su ADN que los niños con autismo es impactante y bastante sorprendente”, destaca Anders Børglum, profesor en la Universidad Aarhus y uno de los directores del estudio. “El estudio muestra que muchos más genes para TDAH y autismo pueden identificarse directamente, estudiando más personas de forma similar a esta,  con secuenciación del ADN, y por lo tanto se puede proporcionar una imagen más completa de los mecanismos biológicos causales y posibles aproximaciones para el tratamiento médico”.

Referencia: Satterstrom FK, et al. Autism spectrum disorder and attention deficit hyperactivity disorder have a similar burden of rare protein-truncating variants. Nat Neuros. 2019. Doi: https://doi.org/10.1038/s41593-019-0527-8

Fuente: Autism and ADHD share genes. https://international.au.dk/#news-16704

 

Si te ha gustado esta noticia y quieres aprender más sobre Genética en Medicina, te interesan nuestros cursos. Tienes más información  aquí.

🧬 SEMANA DEL ARN | 75% DTO en todos nuestros cursos
Ver cursos
close-image