Los primeros casos de individuos con deficiencia completa de CD16A

Adriana Pérez Portilla 1,2, Manuela Moraru3, Carlos Vilches3, Eduardo López-Granados4 y Hugh Reyburn1

1 Departamento de Inmunología y Oncología, Centro Nacional de Biotecnología (CNB-CSIC), Madrid, España

2 Facultad de Ciencias de la Salud e Instituto de Investigación, Universidad Técnica de Manabí (UTM), Portoviejo, Ecuador

3 Departamento de Inmunología, Hospital Universitario Puerta de Hierro, Mahadahonda, Madrid, España

4 Departamento de Inmunología Clínica, Hospital Universitario La Paz y Grupo de Fisiopatología Linfocitaria en Inmunodeficiencias, Instituto de Investigación Sanitaria del Hospital Universitario La Paz (IdiPAZ), Madrid, España

 

En el año 2011 en la ciudad de Madrid fueron reportados en la revista The Journal of Clinical Investigation los dos primeros casos de deficiencia parcial de CD3δ en dos niños de origen ecuatoriano no emparentados. A inicios de este año y en la misma ciudad, se describen en el Journal of Allergy and Clinical Immunology los primeros casos de deficiencia completa de la proteína CD16A y casualmente los individuos afectados también son de Ecuador.

CD16A es un receptor para la parte Fc de la inmunoglobulina G que se expresa en las células NK, macrófagos y monocitos. Imagen: Imagen: Células inmunitarias (derivada de Blausen.com staff (2014). «Medical gallery of Blausen Medical 2014». WikiJournal of Medicine 1 (2). DOI:10.15347/wjm/2014.010. ISSN 2002-4436. – Own work, CC BY 3.0).

En la familia que se describe en este estudio, el paciente índice se presentó con un malestar crónico a causa del virus de Epstein Barr (VEB). Mediante análisis de citometría de flujo y western blot, en linfocitos purificados del paciente se observó que éste carecía de la expresión de la proteína CD16A. En humanos CD16A es un receptor para la parte Fc de la inmunoglobulina G que se expresa en las células NK, macrófagos y monocitos. Se asocia con moléculas adaptadoras CD3ζ y FcεR1ɤ que contienen el motivo de activación ITAM y su función principal es mediar la citotoxicidad celular dependiente de anticuerpos (ADCC).

Mediante análisis de secuenciación junto con análisis de amplificación de sondas dependiente de ligandos múltiples (MLPA) se identificó que dicho paciente había heredado de su padre un gen híbrido FCGR3B/A cuya región 5´ corresponde a CD16B y región 3´ a CD16A y de su madre un cromosoma con una deleción completa del gen FCGR3A.  Dos de sus hermanos también tenían el mismo genotipo, aunque no compartían los mismos síntomas clínicos graves que el paciente.

Cuando se analizó si la ausencia de CD16A podría afectar al fenotipo y funcionalidad de las células NK, se vió, como era de esperar, que las células NK de los individuos deficientes en CD16A carecían por completo la capacidad de mediar la ADCC. Sin embargo, la citotoxicidad natural fue comparable a la de los individuos sanos que expresaban CD16A. Con respecto a su fenotipo, aparte de la ausencia de CD16A, no se veía alterado al realizar análisis mediante citometría de masas.

Desde hace tiempo se sabe que los aumentos en la frecuencia y el número de las células NK en la sangre de los pacientes con mononucleosis infecciosa se correlacionan inversamente con la gravedad de la enfermedad y las cargas virales del VEB, lo que concuerda con un papel importante para las células NK en el control de esta infección. Los datos de este estudio apoyan esta sugerencia. De hecho, la ausencia de CD16A y la consiguiente pérdida de la ADCC mediada por las células NK, parece suficiente para perjudicar el control inmunitario efectivo de la replicación del VEB, así que estos datos implican que la ADCC es un mecanismo específicamente importante de control inmunitario del VEB.

Dados los hallazgos encontrados en esta investigación, también se llevó a cabo un estudio de variaciones genéticas (polimorfismos y variación en el número de copias) del locus FCGR, abarcando los distintos genes de los receptores Fc gamma de baja afinidad en una muestra de la población ecuatoriana cuyos resultados serán publicados posteriormente.

Referencia: Pérez-Portilla A, et al. JA (2020). Identification of the first cases of complete CD16A deficiency: association with persistent EBV infection. Journal of Allergy and Clinical Immunology. 2020. Doi: https://doi.org/10.1016/j.jaci.2019.11.049

 

Si te ha gustado esta noticia y quieres aprender más sobre Genética en Medicina, te interesan nuestros cursos. Tienes más información  aquí.

 

 

 

🙏🏻 #QuédateEnCasa | 75% DTO en todos nuestros cursos
Ver cursos
close-image

Crea tu cuenta de Genotipia

Regístrate ahora y accede a la primera comunidad especializada en genética médica y genómica. Los usuarios registrados de Genotipia disfrutan de:
  • Acceso a la comunidad de profesionales y a tu perfil
  • Acceso a los foros de la comunidad: noticias del día, bolsas de empleo, etc
  • Descuentos en nuestros cursos especializados
  • Acceso prioritario a jornadas y sorteos de Genotipia
  • Suscripción quincenal a Genética Médica News
  • Suscripción anual a nuestra revista científica: Genética Médica y Genómica
  • Este campo es un campo de validación y debe quedar sin cambios.