La proteína CPEB4 es esencial para mantener la función antitumoral de los linfocitos T

La proteína CPEB4 es esencial para mantener la función antitumoral de los linfocitos T
IRB Barcelona

 

  • CPEB4 permite a estas células inmunes adaptarse al estrés crónico generado por la secreción de citoquinas, esencial para que adopten su función efectora y puedan eliminar las células cancerosas.
  • El descubrimiento, llevado a cabo por personal investigador del IRB Barcelona, se ha publicado en la revista The EMBO Journal.

Los linfocitos T son agentes del sistema inmune que se sitúan en el entorno del tumor con el objetivo de identificar y eliminar las células tumorales. Para ello, necesitan producir una gran cantidad de proteínas secretadas y esto genera estrés celular crónico.

Un equipo científico del IRB Barcelona, liderado por el investigador ICREA Dr. Raúl Méndez, desvela que la proteína CPEB4 es esencial para que los linfocitos puedan ejercer su función antitumoral en las condiciones de estrés celular que derivan de su actividad y el entorno tumoral.

“Si bloqueamos CPEB4, los linfocitos T no son capaces de sobrellevar el estrés y mueren, con lo que no pueden frenar el crecimiento tumor. CPEB4 es, por lo tanto, un elemento a tener en cuenta para garantizar la efectividad de la inmunoterapia en el tratamiento del cáncer” explica el Dr. Raúl Méndez, jefe del laboratorio de Control Traduccional de Ciclo Celular y Diferenciación del IRB Barcelona.

El microentorno del tumor es, además, una región donde el estrés celular está exacerbado por la falta de nutrientes y oxígeno, debido a la gran velocidad de reproducción de las células del cáncer.

 

función antitumoral linfocitos
Esquema resumen de los resultados. Imagen: IRB Barcelona, EMBO.

 

Estrés agudo vs. estrés crónico

El llamado estrés celular “agudo”, el más habitual, está diseñado para resolver rápidamente una situación de peligro potencial o bien eliminar a la propia célula. Por otro lado, el estrés crónico está presente en muchas situaciones fisiológicas, permitiendo llevar a cabo determinadas funciones celulares. Un ejemplo son los linfocitos T, donde el estrés crónico es un mecanismo necesario para sobrellevar estas situaciones.

“Intervenciones que favorecieran la adaptación al estrés crónico en las células inmunes, frente al estrés agudo, favorecerían la respuesta inmune frente a los tumores”, afirma el Dr. Marcos Fernández-Alfara, primer autor del trabajo. El Dr. Fernández-Alfara llevó a cabo este estudio como parte de sus estudios de doctorado en IRB Barcelona y trabaja ahora en Clarivate Analytics.

Este trabajo, publicado en la revista científica The EMBO Journal, parte de un trabajo anterior del equipo del Dr. Méndez, que ya había identificado la existencia de esta nueva respuesta al estrés celular crónico. Futuras líneas de investigación del laboratorio se centrarán en detallar cómo influyen el envejecimiento y la dieta sobre los niveles de CPEB4 y, por lo tanto, sobre una respuesta adecuada al estrés.

Este trabajo se ha llevado a cabo en colaboración con el laboratorio del Dr. Eduard Batlle, también del IRB Barcelona y con la contribución de las plataformas científicas de Bioestadística y Bioinformática, Histopatología, Genómica Funcional y Microscopía Digital Avanzada, del mismo instituto además la plataforma de Citometría de Flujo del Parque Científico del IRB Barcelona.

Artículo científico: Fernández-Alfara M, et al. Antitumor T cell function requires CPEB4-mediated adaptation to chronic endoplasmic reticulum stress.  The EMBO Journal. 2023. DOI: 10.15252/embj.2022111494

 

Si te ha gustado esta noticia y quieres aprender más sobre Genética en Medicina, te interesan nuestros cursos, como “Oncología de Precisión” o “Medicina Genómica en Oncología y sus aplicaciones clínicas“, y formación universitaria, así como nuestro canal audiovisual, Genotipia TV.

 

Abrir chat